SOBRE MÍ

¡Hola, soy Laura! y es un auténtico placer tenerte por aquí, viajero.

A lo largo de este último año mucha gente me pregunta con qué motivo abrí el blog y, la verdad, no lo tengo muy claro. Imagino que por disfrute propio, por emprender algo más que forme parte de uno de mis sueños que es recorrer todo el mundo con una mochila, o porque simplemente me encanta tener mis historias y reflexiones de una forma bonita… y que pueda ayudar a otros mochileros.

Aunque la realidad es que cuando le doy al teclado y pasan las horas, me salen los artículos más profundos. Ahí es cuando tengo claro que no escribo para ti, ni para ella. Ni para el mundo que conozco. Escribo para conocerme más y dejar fluir mis historias, esas que revolotean por la mentalidad de niña que sigo teniendo llena de sueños. Y es aquí cuando soy completamente yo y cuando sé lo que quiero.

Lo reconozco, soy caprichosa, peleona y un poco indecisa. Me dejo llevar por mí y por poco más. Me escucho y trato de entenderme aun que a veces sea un intento frustrado. Me llevo de viaje tras cada emoción que quiere ser saciada y satisfecha. Y tras cada sueño que velozmente penetra en mí y decide quedarse para siempre. Eso. Es eso lo que me enloquece. Quiero conocer cada rincón del mundo sin nada que me guíe. Vaya faena.

Además de viajar hago otras cosas igual de interesantes, aunque sean más particulares. Pero recuerda, mi vida personal es privada aunque te regale un trozo de mis viajes. Aún así te contaré que escucho canciones todo el rato y además las canto (qué pesada). Si me pilla de buen humor y los vecinos me dejan me acompaño con el piano, la guitarra o el ukelele. Y ya ni te cuento cuando desempolvo la flauta travesera.

Mi trabajo me abrió los ojos y me enseñó la realidad que aún no conocía. Los niños son geniales, no es nuevo; pero profundizar y ver su vulnerabilidad es más difícil. Parece que no hay más allá cuando las cosas van bien y se nos olvida que otros están en situación de riesgo, en especial los peques; no he tenido que viajar para saberlo. Aún así viajar a otras culturas es brutal, veo muchos niños por el mundo y nunca me olvido de ellos. Puedo ver su pasado y su futuro. Me estremezco rápidamente y me sacio siendo tolerante y solidaria.

También están mis influencias. En primer lugar, la sabiduría de mis padres. También la pasión por planificar y ansiar sueños de mi hermano. La flauta travesera que me acompaña durante más de 20 años y las horas compartiendo música con tanta gente en tantos lugares. Mis años por el pueblo y por las playas de Cabo de Gata. Los países que he visitado y el libro de ‘Niños como yo’; además de los niños con los que actualmente trabajo (muchos tienen superpoderes). Mi musa literaria, aunque en realidad sea cantautora: Zahara. Y, por supuesto, mi compañero de vida, Mario. Al que, afortunadamente, veréis muy a menudo por este blog.

Si quieres saber más sobre mí, sumérgete dentro de mi mochila.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s